El Cabildo de Lanzarote ejecuta un plan de choque para preservar el palmeral de Haría

El Cabildo de Lanzarote ejecuta un plan de choque para preservar el palmeral de Haría


Durante los próximos meses 600 palmeras recibirán tratamiento fitosanitario con endoterapia a través del mecanismo arborsytem pionero en Canarias


Marcos Bergaz ha indicado que se ha destinado una partida de 100.000 euros para las labores de limpieza y mantenimiento así como para la erradicación del insecto Diocalandra Frumentii del palmeral del norte de la isla

El Cabildo de Lanzarote, a través del Área de Política Territorial, Medio Ambiente y Aula de la Naturaleza, gestionada por el consejero Marcos Bergaz, ejecutará durante los próximos seis meses un plan de choque al objeto de erradicar el insecto Diocalandra Frumetii. Se trata de una intervención que forma parte de un protocolo de actuaciones liderado por la primera Institución insular desde 2014.

Este año, según ha traslado Bergaz, “se ha destinado una partida presupuestaria de 100.000 euros para las labores de limpieza y mantenimiento del palmeral del norte de la isla. Cinco operarios realizan trabajos de poda y eliminación de residuos vegetales en unos 800 ejemplares. Por otro lado, 600 (fuera del palmeral) ubicados en las localidades de Arrieta, Mala, y el Charco el Palo, recibirán tratamiento fitosanitario con endoterapia con una técnica pionera en Canarias”.

Durante la mañana del miércoles, 10 de agosto, Marcos Bergaz acompañado por un equipo técnicos de la empresa pública adscrita al Gobierno de Canarias, Gestión y Planeamiento Territorial y Medioambiental S.A. (GESPLAN), se desplazó hasta el pueblo de Arrieta donde los operarios trabajan por estos días.

 

Marco Díaz técnico medioambiental experto en el cuidado de esta planta indicó que para la erradicación del insecto se está utilizando una técnica novedosa “a través del mecanismo arborsytem respetuoso con el medio ambiente, no rompe los tejidos de la palmera inyectando un insecticida autorizado, por medio de unas agujas de 30cm de largo, a baja presión, evitando así que el producto se disperse en el exterior de esta especie”.

El consejero ha destacado que este tratamiento curativo se aplicará a palmeras de metro y medio de tronco y “pretende evitar la muerte de las especies afectadas y la propagación del insecto a uno de los espacios paisajisticos más importantes de la isla como lo es el palmeral de Haría”.