El pasado analógico se redime en una exposición que asombra a las nuevas generaciones

El pasado analógico se redime en una exposición que asombra a las nuevas generaciones

‘La retro-expo’ exhibe en el Centro Comercial El Muelle más de 1500 objetos que operan como un extraño viaje al pasado y a la era del procesamiento mecánico

Vinilos, casetes, vetustas videoconsolas de primera generación, un impecable 600, olvidados juegos de mesa, antediluvianas máquinas de escribir o aparatosos tocadiscos, son algunos de los centenares de singulares objetos que pueden contemplarse en ‘La retro-expo’ que propone al público un nostálgico viaje al pasado hasta el próximo día 18 de julio, el Centro Comercial El Muelle.

Todas las piezas expuestas han formado parte de nuestro día a día durante el siglo pasado. Objetos que la mayoría de nosotros hemos utilizado de una forma u otra. “Es una vuelta al mundo analógico en el que recordaremos cómo trabajamos y cómo disfrutamos de nuestro ocio antes de que llegaran las pantallas”, indica Pilar Delgado, gerente del citado centro. Entre sus joyas, bicicletas con más de 100 años del antiguo Ministerio de Obras Públicas, un tensiómetro de un capitán médico, un impecable modelo Seat 1430, una copiosa colección de vinilos, un mítico 600… Una exposición que quiere seguir contando con la colaboración ciudadana para seguir sumando objetos y utensilios de antaño. 

Dividida en diferentes espacios, ‘La retro-expo’ está compuesta por más de 1500 objetos. Por un lado, una lúdica que expone más de 300 vinilos pertenecientes al coleccionista Diego Sánchez que atesora en su colección privada más de 2000 vinilos, con joyas como un original del disco ‘Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band’ de los Beatles de 1967, ‘Kraftwork’, de Chic, el primer disco de música electrónica que data de 1975 o el ‘Thriller’ de Michael Jackson, el vinilo que más se ha vendido en la historia de la música.   

El público asistente podrá también reencontrarse con el entretenimiento de la generación X, la de aquellos que vinieron al mundo entre 1965 y 1980, que son los primeros consumidores de videojuegos con más de 80 consolas expuestas. La exposición ofrece un recorrido a través de la historia de la industria del hardware del entretenimiento, centrándose en las videoconsolas del hogar que aparecieron en 1972. Se exhiben las siete primeras generaciones de videoconsolas, que abarcan 40 años, jamás vistas anteriormente en ningún evento, acompañadas de algunos videojuegos relevantes que salieron para cada una de ellas. 

Asimismo, se exhiben unas 40 muñecas (una de ellas de 80 años de antiguedad perteneciente a la colección privada de la canaria Encarna Peraza), distintos juegos de mesa, y un escalextric de grandes dimensiones que aguarda al público en una zona destacada. 

El mundo del motor también tiene hueco en esta muestra con vehículos de los años 70 y 80. Un Seat 600 de 1971, un Peugeot 404 de 1963, un dos caballos de 1961, un Seat Panda de 1981 y un Seat 124 del 1973, recuerdan a algunos de los modelos de dominaron las carreteras hace más de cincuenta años.  

A partir de esta exposición, el CC El Muelle contará con una zona de lectura en la que se podrán dejar y recoger libros. Un bookcrossing con más de 600 volúmenes que tras esta muestra se quedará permanente en el espacio comercial para deleite de todos sus visitantes y amantes de la lectura. 

Otra de las secciones de esta muestra representa una vuelta a los orígenes de una manera natural con un huerto ecológico, la creación de cereales y semillas transgénicas, la cestería, la creación de cosmética natural, la importancia de la apicultura y las cochinillas, así como el trabajo de la extracción de la lana. Además, los visitantes podrán descubrir la primera sal que se vende en farmacias en toda España, proveniente de Lanzarote. Su bajo nivel de humedad y la rica presencia en oligoelementos la convierten en una sal excepcional y saludable, libre de químicos y antiapelmazantes.

Acompañando a la exposición tendrán lugar distintos talleres y charlas durante todos los fines de semana del mes de julio. Un taller de cosmética natural (2 julio), otro de tampografía (3 julio), una charla sobre el mundo del vinilo (3 julio), u otra de apicultura y semillas (17 julio). El día 10 de julio se celebrará un concierto de Daniel Negrín, y los que deseen mostrar su pericia a los mandos del Escalextric podrán hacerlo el 3 y el 10 julio, de 17:00 a 21:00 horas.