<strong>Yaiza pasea su historia por las calles del pueblo</strong>

Yaiza pasea su historia por las calles del pueblo

Catorce actores protagonizan en seis actos el teatro documentado ‘Yaiza, una historia sepultada’. Óscar Noda declara que “la respuesta del público es el mejor aliciente para seguir apostando por el arte como vehículo de conocimiento”

Como si de una excursión cultural se tratara, el público reunido este sábado en las calles del pueblo de Yaiza disfrutó conociendo parte del pasado relevante del municipio y Lanzarote a través de la obra teatral documentada ‘Yaiza, una historia sepultada’, propuesta escénica callejera dirigida por Salvador Leal y protagonizada por catorce actores, ocho de ellos vecinos y vecinas de Yaiza, que tiene como eje central las erupciones volcánicas acaecidas en Lanzarote en 1.700 y sus consecuencias sociales y económicas, narradas artísticamente en ese contexto histórico a partir de los acontecimientos más recientes.

El alcalde de Yaiza, Óscar Noda, felicita públicamente “a todo el equipo de dirección y producción, actores y actrices por ofrecernos una obra impresionante que nos ayuda a conocer mejor y valorar más nuestro patrimonio. La respuesta del público y su interés manifiesto es el mejor aliciente para seguir apostado por el arte y la cultura como vehículo de transmisión del conocimiento”.

Desde el mismo punto de encuentro en la Plaza de los Remedios y la primera parada del teatro en la trasera de la Casa de la Cultura Benito Pérez Armas, un par de personajes que hacen las veces de guías fueron instruyendo y conduciendo a los espectadores por todo el recorrido trazado en puntos céntricos de la localidad completando así los seis actos de la obra. Vestidos con ropas propias de finales del siglo XVIII, cada acto sucede en un espacio determinado y en cada uno de ellos van apareciendo personajes de las diferentes épocas, unos ilustres, otros anónimos, que alimentan la narración y su contenido.

Así disfrutó Yaiza de un espectáculo itinerante y arriesgado por el nivel de dificultad técnica que tiene el teatro callejero, que bien llevado por profesionales dejó un muy buen sabor de boca, como también lo dejó el año pasado el teatro ‘Yaiza Ciudad Histórica’, otra obra impulsada por el Ayuntamiento y Trama 2 Producciones escenificada entonces en la Plaza de la Alameda.

“El objetivo es dar a conocer, una parte de la historia de Yaiza y de Lanzarote, olvidada o desconocida para gran un segmento de la población isleña, y ser útiles en la promoción cultural del municipio”, apunta Salvador Leal, que tiene fuertes vínculos familiares con el sur de Lanzarote. ‘Yaiza, una historia sepultada’ recuerda el trabajo y sacrificio de mujeres y hombres que soportaron años y años de miseria para hacer posible la existencia de Lanzarote.

Verso blanco, rima y prosa son los estilos empleados para crear esta pieza artística, planteada cronológicamente en sentido inverso. Es un viaje por el tiempo en busca de unas razones, las que hicieron que los viejos conejeros tuvieran una funesta visión del volcán. Escribió Benito Pérez Armas: “aquello es la naturaleza muerta y vestida de luto”.

La obra comienza en 1.884 con la llegada a Yaiza de la escritora de viaje, la inglesa Olivia Stone, personaje importante en la época, que difundió entre la clase alta de su país, la belleza de nuestros volcanes. Con ella, apunta Salvador Leal, “comenzó a cambiar nuestra mirada hacia el mar de lava. Y avanzamos hacia el pasado deteniéndonos en diferentes episodios históricos que van revelando cuáles fueron las consecuencias de las erupciones comenzadas en 1.730, hasta llegar a 1.727, tres años antes de las erupciones, entonces comprenderemos mejor por qué aquellos conejeros maldecían el volcán”.