El Hospital Dr. Negrín incrementa en 2020 en un 7% el número de donantes de órganos

El Hospital Dr. Negrín incrementa en 2020 en un 7% el número de donantes de órganos

El centro hospitalario alcanzó en 2020 los 30 donantes de órganos, por lo que se convierte en el hospital de la comunidad autónoma de Canarias con mayor número de donantes

El Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, centro dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, alcanzó en el año 2020, tal y como se recoge en los datos anuales de donación y trasplante de Canarias, los 30 donantes de órganos, incrementando en un 7% los resultados obtenidos en 2019. De esta forma, el centro hospitalario se convierte, un año más, en el hospital de la comunidad autónoma de Canarias con mayor número de donantes de órganos, situándose, también, por encima de la media de donantes del resto del territorio nacional.

El Hospital Dr. Negrín ha duplicado su actividad de donación desde los 15 donantes obtenidos durante el año 2017 a los 30 del último ejercicio, en gran parte gracias a la puesta en marcha de nuevas estrategias de donación y a la implicación de profesionales sanitarios de especialidades de diferentes servicios como Urgencias, Paliativos, Neurología, Neurocirugía y Neumologia, entre otros. Esta circunstancia ha permitido ampliar los procedimientos de donación, normalmente iniciados en unidades de Medicina Intensiva o Reanimación.

Esta actividad e implicación de todos los profesionales del centro es especialmente destacable en el contexto actual marcado en el último año por la pandemia generada por la COVID-19. En la mayoría de hospitales del territorio nacional se ha producido un descenso muy significativo en la actividad de donación y trasplante. No obstante, la necesidad de estar a la altura del altruismo demostrado por pacientes y familias ha exigido priorizar los programas de donación en el Hospital Dr Negrín, como ha ocurrido también con el mantenimiento del resto de la actividad urgente.

El incremento respecto a los datos del año 2019 en donación se produce especialmente en la modalidad en la que el fallecimiento se establece por criterios circulatorios y respiratorios, es decir, la donación en asistolia. Precisamente, en esta modalidad, iniciada en España en los últimos años y que precisa de una infraestructura diferente y más compleja que la donación clásica tras la muerte cerebral, el incremento ha sido del 75%.

Solidaridad

Gracias a estos 30 donantes se han podido realizar 85 trasplantes de órganos; ofreciendo 85 oportunidades para seguir viviendo a personas cuya única esperanza estaba en la realización de un trasplante. Un acto de solidaridad que, después de la muerte, repercute también en cada uno de los familiares y amigos de la persona trasplantada, ya que les permite seguir compartiendo la vida con ese ser querido. Los profesionales implicados en este proceso insisten en que el donante es la pieza más importante de todo este engranaje. Por este motivo, todos los profesionales del centro hospitalario agradecen a los donantes y a sus familias este acto de generosidad que hace posible la curación de los pacientes.

Desde el centro hospitalario se recuerda que, tras la aceptación del proceso de donación por parte de la familia, en cada procedimiento es necesario coordinar el trabajo de más de 100 profesionales de colectivos sanitarios y no sanitarios, que trabajan al unísono y en tiempo récord para obtener el resultado esperado. La Dirección Gerencia del Hospital Dr. Negrín agradece el trabajo y el esfuerzo de todos estos profesionales que, de manera altruista, participan en este proceso como son, entre otros, los cuerpos de seguridad, servicios de emergencias, personal de aeropuertos, compañías aéreas y juzgados.

Cómo hacerse donante

Entre un 5 y un 10% de las personas que están a la espera de un trasplante fallecen cada año, por lo que a pesar de estos resultados, los profesionales insisten en la importancia que encierra mantener este nivel de donación en Canarias. Es necesario recordar que aunque la tarjeta de donante expresa la voluntad de donar, su valor es solo testimonial, de manera que si una persona quiere que su deseo de donación sea respetado con seguridad, debe realizar una Manifestación Anticipada de Voluntades.

Se trata de un documento que contiene las instrucciones y opciones que deberá respetar el personal sanitario que atiende al paciente sobre los cuidados y el tratamiento de su patología, en los casos en que éste no pueda expresar su voluntad personalmente. En este documento pueden reflejarse las disposiciones respecto a su cuerpo y la donación de órganos y tejidos.

De igual forma, los coordinadores de trasplante deben, en todos los casos en que la persona fallecida o que puede fallecer a corto plazo pueda ser donante, solicitar a sus familiares firmar el consentimiento para la donación. La familia, si es conocedora de la decisión del fallecido, tiende a respetar la voluntad del mismo. Por eso, de forma general, es suficiente manifestar en vida a los seres queridos el deseo de ayudar a otras personas a través de la donación.