• Inicio »
  • TURISMO »
  • El sector turístico comienza a sufrir las consecuencias de la medida adoptada por el Obispado de Canarias
El sector turístico comienza a sufrir las consecuencias de la medida adoptada por el Obispado de Canarias

El sector turístico comienza a sufrir las consecuencias de la medida adoptada por el Obispado de Canarias

El anuncio del Obispado de Canarias de que dejará de celebrar bodas de extranjeros en las islas el próximo año comienza a tener su repercusión en las empresas del sector turístico vinculadas a este tipo de celebraciones.

Según los últimos datos de los que dispone AETUR esta medida ha frenado las reservas de bodas para el 2016 casi en un 35%con una media de 23 a 26 cancelaciones desde que el Obispado adoptó esta decisión y está desviando la celebración de las mismas a otros destinos tanto nacionales como internacionales.

Según algunos empresarios vinculados a este tipo de celebraciones, las bodas suelen organizarse con un año, año y medio de antelación, por lo que esta negativa del obispado está generando mucha inseguridad a las empresas, al no poder confirmar fechas para la celebración de matrimonios eclesiásticos.. Además se genera también una enorme incertidumbre en la población extranjera que habitualmente escoge Lanzarote como destino para celebrar su boda, como es el caso de Irlandeses, Británicos, Holandeses, y turistas de otros países comunitarios.

AETUR agradece el apoyo recibido por todas las instituciones de la isla y espera una solución en breve, ya que esta medida no solo afecta a hoteleros y empresarios vinculados directamente a la celebración de este tipo de actos, sino que afecta también a sus trabajadores, y a la contratación de nuevo empleo… Es un perjuicio en general a Lanzarote como destino turístico.

Mañana el presidente del Cabildo recibirá a las organizaciones empresariales y colectivos afectados para abordar este asunto. Será a las 12.30 en el Cabildo.